Lunes 20 de Mayo de 2024

ACTUALIDAD

3 de agosto de 2023

Repudio de la DAIA a la venta de hamburguesas "Ana Frank" con papas fritas "Adolf"

La Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas denunció a un local de comidas de Santa Fe por difundir "mensajes de odio que banalizan el Holocausto" en su oferta comercial. "La estupidez humana a veces no tiene límites", dijo Gabriel Dobkin. 

El titular de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA) de Rosario, Gabriel Dobkin, repudió este miércoles a un local de comidas de Rafaela por ofrecer hamburguesas bajo el nombre de "Ana Frank" y papas fritas "Adolf" (por Adolf Hitler) y sostuvo que esa acción "es un mensaje de odio que banaliza el Holocausto".

Se trata de la hamburguesería Honki Donki, ubicada en el Hipermercado Libertad, que ofrecía productos con nombres relacionados con el Holocausto, lo que causó el repudio de la comunidad judía santafesina.

Una de las hamburguesas puestas a la venta se llamaba "Ana Frank", como la niña que se ocultó de los nazis durante más de dos años en Amsterdam, que podía ser acompañada con papas fritas "Adolf" o una guarnición de papas "Benito" (por Mussolini), ambos genocidas durante la Segunda Guerra Mundial.

Tras expresar su "enérgico repudio" a la decisión adoptada por el local de comidas rápidas, el titular de la DAIA Rosario, Gabriel Dobkin, en diálogo con LT8 de Rosario atribuyó esa acción "a la ignorancia y estupidez humana, que a veces no tiene límites".

"Y éste es un caso ejemplificativo de eso", añadió el titular de la DAIA Rosario.

Si bien aclaró que los dueños del local de Rafaela pidieron disculpas, Dobkin dijo que no deja de llamarles la atención, "cómo es que se siguen usando estos temas que fueron tan duros para la historia de la humanidad, en cuestiones tan banales".

El presidente de la DAIA local señaló además que "por ahí mucha gente dice que no es para tanto, pero es justamente todo lo contrario".

"Estas cuestiones que tienen que ver a lo mejor con el marketing de un local, en el fondo son mensajes de odio que pueden confundir a mucha gente, principalmente a los jóvenes que concurren a esos lugares", expresó.

Y añadió: "Minimizar estos hechos son de una extrema peligrosidad y los que tienen esa ideología se hacen más fuertes e impunes cuando la sociedad no reacciona".

"Casos como este son ofensivos a la sensibilidad de sobrevivientes y a millones de personas que fueron asesinadas por los nazis y sus colaboradores", finalizó Dobkin.

Tras el generalizado repudio que causó la decisión del local de comidas rápidas, sus dueños emitieron un comunicado en el que pidieron disculpas por la medida adoptada.

"Desde nuestro emprendimiento gastronómico pedimos perdón por la ofensa y la falta de sentido de la responsabilidad por el uso indebido de nombres que remiten a heridas abiertas en la humanidad en su conjunto", señalan en una parte del escrito.
 

COMPARTIR: