Domingo 5 de Diciembre de 2021

ECOLOGIA

11 de septiembre de 2021

Los Satélites SAOCOM proveen información vital para el monitoreo de la bajante del río Paraná

Imágenes obtenidas con el radar en Banda L de la constelación de satélites argentinos de la CONAE, aportan información para el seguimiento de la emergencia.

Las vistas comparativas de la situación en 2019 - 2021 muestran el pronunciado descenso de los cuerpos de agua.
Los satélites argentinos SAOCOM 1A y 1B, diseñados para proveer imágenes de radar en Banda L sobre la humedad de los suelos, ofrecen desde hace dos meses un servicio de emergencia con datos sobre la cuenca de río Paraná que se convirtió en un insumo crítico para todos los niveles del estado y organismos públicos que trabajan frente a la bajante que afecta a siete provincias.

Así lo indicó a Télam la gerenta de Vinculación Tecnológica de Comisión Nacional de Actividades Espaciales (Conae), Sandra Torrusio, quien destacó que la entidad "provee datos satelitales de manera constante pero ante una emergencia como esta bajante, o incendios forestales, o una erupción volcánica o de otro tipo cualquier organismo público nacional o provincial puede solicitarnos información específica y se activa una emergencia a la que se le asigna prioridad en los circuitos de programación de los satélites y pide información de satélites de otras agencias para producir datos aún más efectivos”.

“Estas emergencias son atendidas en la Conae por la Unidad de Emergencia y Alertas Tempranas, que durante 2020 ya había realizado un monitoreo de la situación del Paraná y que este año está produciendo datos sobre la bajante desde el 8 de julio pasado”, apuntó.

Los satélites utilizados para ello llevan grandes antenas en banda L que le permiten generar imágenes de radar sobre el agua en el suelo de manera constante, algo que se dificulta a los sensores ópticos bajo diferentes situaciones climáticas o si las condiciones del terreno, como una vegetación excesiva, obstaculizan el registro.

Según la especialista, son los únicos en el mundo con esta capacidad, además de una misión japonesa que no alcanza el rango de información que genera la constelación argentina.

 

¿Querés conocer como los satélites argentinos SAOCOM monitorean la bajante histórica del Río Paraná?
Te mostramos como las imágenes obtenidas por la Constelación SAOCOM, aportan información para el seguimiento de la emergencia.
Acá te contamos más
👇

pic.twitter.com/9YII31mN5x

 

— CONAE (@CONAE_Oficial)

September 8, 2021



Torrusio señaló que los satélites de la misión SAOCOM, el 1A y el 1B fueron diseñados para proveer datos sobre los niveles de agua en los suelos y la situación de cuencas hidrológicas; son muy sensibles a los cambios en las masas de agua y proveen de datos de muy alta calidad que entre otras cosas permiten identificar los bancos de arena que quedan al descubierto, las islas que quedan más descubiertas y la manera en la que humedad y arroyos se van secando”.

“Ante emergencias como esta, que tiene en vilo a siete provincias, es muy importante el trabajo coordinado por la Jefatura de Gabinete entre el estado nacional, los provinciales y los municipales junto a los organismos de ciencia y tecnología y los que se encargan de responder a la situación a través del Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo (Sinagir)”, ponderó.

La investigadora indicó que “desde el comienzo de la emergencia hay tres integrantes del equipo de Ciencia de la misión SAOCOM que trabajan a diario en la producción de imágenes junto a tres integrantes de la Unidad de Emergencia y Alertas Tempranas; y también es fundamental para esto el trabajo del equipo del segmento terreno que trabaja las 24 horas los siete días de la semana en la planificación de la adquisición de datos de los satélites”.

Los datos que proveen SAOCOM 1A y 1B son procesados por la Conae que puede generar modelos de crecida, después un organismo especializado como el Instituto Nacional del Agua (INA) los toma como insumo para desarrollar sus pronósticos, añadió.


  La bajante del Río Paraná se encuentra en los valores más bajos de los últimos 77 años. La bajante del Río Paraná se encuentra en los valores más bajos de los últimos 77 años.

Torrusio remarcó que “este monitoreo se va a sostener mientras los organismos que atienden la bajante lo consideren necesario; es un insumo que si Argentina no hubiese desarrollado los SAOCOM no tendríamos ni pagando, porque el resto de las misiones de otras agencias utilizan sensores ópticos”.

“Además de proveer información sobre la bajante a los organismos argentinos, pronto vamos a proveer de datos a Paraguay que también es afectado por la emergencia y comenzó una consulta sobre la información disponible; También hemos colaborado con Perú, México y otros países ante emergencias de este tipo en ocasiones anteriores”, recordó.
 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!