Jueves 16 de Septiembre de 2021

JUDICIALES

11 de agosto de 2021

Bayer perdió su tercera apelación en un juicio por el uso de glifosato de Monsanto

Así lo determinó un tribunal de apelaciones de San Francisco, que confirmó el fallo de 2019 a favor de Alva y Alberta Pilliod, una pareja que demandó a la empresa, tras haber contraído linfoma no Hodgkin, luego de usar el herbicida Roundup durante años.

Bayer tiene reservado 15.000 millones de dólares para enfrentar la ola de demandas en Estados Unidos vinculadas con el herbicida
La empresa químico-farmacéutica alemana Bayer, dueño de Monsanto, perdió este martes su tercera apelación en los tribunales de Estados Unidos a un fallo que determinó que su herbicida Roundup fue el causante de un cáncer del sistema linfático a una pareja, según informaron fuentes gubernamentales.

Así lo determinó un tribunal de apelaciones de San Francisco, que confirmó el fallo de 2019 a favor de Alva y Alberta Pilliod, una pareja que demandó a la empresa tras haber contraído linfoma no Hodgkin luego de usar el herbicida durante años.

El fallo también confirmó una compensación económica de 86,7 millones de dólares determinada por el juez de primera instancia, un monto bastante menor de los 2.000 millones que había reclamado la pareja, informó AFP.

En la sentencia, el juez indicó que Monsanto demostró una "intransigente renuencia a informar al público sobre los peligros carcinogénicos de un producto que distribuyó abundantemente en ferreterías y tiendas de jardinería en todo el país".

"Monsanto sabía que los estudios que defienden la confiabilidad de Roundup eran inválidos cuando los Pilliod empezaron a rociar sus patios, sin usar guantes o equipos de protección, alentados por comerciales de televisión", expresó la corte.

En el último intento de acabar con miles de litigios sobre el producto, la firma alemana sostiene que estudios científicos y autorizaciones muestran que el glifosato, el ingrediente principal del herbicida, es seguro.

 

La agencia de investigación sobre cáncer de la Organización Mundial de la Salud, califica el glifosato de "probablemente cancerígeno".”


Sin embargo, la agencia de investigación sobre cáncer de la Organización Mundial de la Salud (OMS), califica el glifosato de "probablemente cancerígeno".

Un portavoz de Bayer señaló que la firma "está en desacuerdo con el fallo de la corte debido a que el veredicto no está basado en evidencia o la ley", y que explorará otras "opciones legales".

"Seguimos defendiendo con firmeza la seguridad de Roundup", añadió.

Bayer, con sede en Leverkusen, en Alemania, compró Monsanto en 2018 por 63.000 millones de dólares. Junto con la compra, también heredó las batallas legales que enfrentaba la compañía que comenzó a fabricar Roundup en 1970.

Frente a este panorama judicial, Bayer tiene reservado 15.000 millones de dólares para enfrentar la ola de demandas en Estados Unidos vinculadas con el herbicida. En febrero, dijo que había llegado a acuerdos en unos 90.000 casos.

Tras dejar 4.500 millones de dólares en provisiones adicionales para los juicios, el grupo químico alemán informó la semana pasada una pérdida neta de 2.300 millones de euros (2.700 millones de dólares) en el segundo trimestre de 2021.
 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!