Lunes 30 de Noviembre de 2020

  • 25.2º
  • Parcialmente nublado

25.2°

El Tiempo En Catamarca

  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

POLICIALES

10 de agosto de 2019

Conmoción por el nene de cuatro años que apareció ahorcado en un puente

Conmoción, horror, dolor, impotencia. Esas son algunas de las sensaciones que causó en los tucumanos la noticia de un niño de apenas 4 años, Benjamín Villafañe, que apareció colgado del puente de avenida de Circunvalación ayer, después de haberle dicho a su abuela que salía a jugar un rato.

Los habitantes del vecindario Jesús de Nazareth, en El Colmenar, despidieron ayer a Ulises Benjamín Amaya, de cuatro años, durante el velatorio. “Todos somos Benjamín”. “Justicia por Benjamín”, expresaron los carteles colgados en el frente de la vivienda del niño. El pequeño había sido hallado ahorcado en un puente de la avenida Circunvalación, a más de 300 metros de la vivienda.

Durante toda la jornada la gente expresó su dolor por el homicidio. “Es todo muy raro. Era chiquito como para que se haya ido solo hasta ahí (al puente). Acá nunca tuvimos problemas de nada. Lo raro también es dónde terminó Benjamín”, se planteó Sebastián Valdez, uno de los vecinos.

“Quizás conocía a la persona que podría haberlo llevado, y la siguió. No sé. Aquí hay muchos chicos en la calle y están todo el tiempo jugando. Hay tantos que uno no presta atención si falta alguno”, agregó.

Valdez contó que hace 10 años vive en el lugar y desde ese momento, el predio en donde fue encontrado el niño se encuentra deshabitado y con los pastizales muy altos. “Es un peligro para todos… ¡las veces que uno encuentra hasta motos en medio del monte! Es como una cueva para los delincuentes”, enfatizó.

Ese predio es protegido por un sereno, según expresaron los vecinos. “No hace nada. Ese lugar no puede seguir así. Entra cualquiera y nadie cuida nada. El dueño no aparece ni va a aparecer”, apuntó el hombre.

Fátima Salinas, otra vecina, dijo que conocía a Benjamín y que era un niño alegre, que salía a jugar con sus hijos todos los días. “Ese día, él estuvo jugando en la calle y vi a su abuelo y los tíos cortando leña. Después se fueron a trabajar y los chicos quedaron acá. Luego pasó lo que pasó”, dijo la mujer entre lágrimas.

 

“Benja no vino al merendero”

Mayra Díaz, quien es la encargada del merendero del barrio, contó que la idea de abrir un lugar como estos surgió de la mano de la organización Frente Popular de Darío Santillán, con el propósito de brindarles a los niños una merienda dos a tres veces por semana, y ellos a cambio obtienen un plan.

“Hace dos años que nos encargamos de este merendero. Acá les preparamos desde mate cocido con bollo hasta arroz con leche para que ellos merienden. Esperan ansiosos que sean las 18 para entrar y compartir”, dijo.

Momento del hecho

“Cuando pasó lo de Benjamín nosotros estábamos cocinando y terminando de armar los alfajores para vender afuera”, agregó la mujer. Según dijo, dos de los tíos del niño trabajan en el merendero y junto a Mayra, se vieron alborotados cuando vecinos y familiares de Benja comenzaron a decir que no encontraban al niño.

“Fue un revuelo. Nos unimos todos a la búsqueda y nos comenzamos a desesperar porque no lo veíamos por ningún lado. Caminamos hasta el puente por el costado de la ruta porque algunos comentaron que el nene andaba con una honda”, prosiguió. “Todos los niños andan con sus hondas, es algo normal. Pero nos pareció raro que pase el tiempo y no aparezca Benja. Incluso se dijo que él había venido al merendero pero eso no fue así, porque aún no estaba abierto. Lo fuimos a buscar de nuevo y al ratito aparece uno de los tíos diciendo que lo habían encontrado y estaba ahorcado. Fue muy dolorosa toda la situación”, expresó. 

Los vecinos dejaron en claro que buscan justicia sobre el hecho y que debería haber más seguridad en el barrio.

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!