POLICIALES

28 de abril de 2019

Quiroga confesó haber matado a Elba Ibañez

Lorenzo Quiroga, el funcionario de la Municipalidad de Fiambalá detenido en las últimas horas, confesó haber sido el autor del crimen de Elba Ibañez, ocurrido en marzo pasado.

Quiroga fue detenido el viernes, en el marco de dos allanamientos realizados por la policía.

Con esta confesión, más los distintos elementos secuestrados en su casa, el hombre pasó a calidad de detenido, y será indagado en las próximas horas.

La justicia llegó a él luego de peritar el teléfono celular de la víctima, ya que fue la última persona que se contactó telefónicamente con Ibañez.

 

Confesión

Sentado ante el fiscal Barros y cercado por las pruebas, Quiroga declaró ayer durante más de dos horas, donde contó su versión acerca del homicidio de Elba, aceptando que la joven mujer había fallecido en su presencia habiendo, aparentemente, sufrido una descompensación.

Las fuentes consultadas fueron cautas al momento de brindar mayores detalles de los dichos de Quiroga hasta tanto se cuente con el resultado de las demás pericias ordenadas en la causa.

Sin embargo, indicaron los voceros, que el fiscal Barros imputó del delito de homicidio simple a Antonio Quiroga y dispuso su traslado a la Comisaría departamental de Tinogasta, donde seguirá detenido.

El hecho

El viernes 29 de marzo, alrededor de las 10.00 de la mañana, un turista dio aviso a la Policía que en una alcantarilla al costado de la Ruta Nacional Nº 60, en la rotonda que lleva al Paso de San Francisco, había el cuerpo de una mujer, sin vida. La víctima fue identificada como Elba Ibañez, madre de tres hijos, quien había sido vista por última vez con vida la noche del jueves, cuando salió de su casa para encontrarse con alguien. La mujer presentaba un traumatismo de rostro facial y había sido asfixiada de forma mecánica. Al practicar la autopsia, se estableció que Elba estaba embarazada de un mes y medio aproximadamente. La noticia del embarazo fue una sorpresa para la familia. Nadie lo sabía, Elba solo se lo había contado al padre del bebé y a una amiga. Junto a la víctima encontraron su teléfono celular, por lo que la hipótesis del robo fue descartada de inmediato.

El teléfono fue fundamental para esclarecer el crimen. El entrecruzamiento de llamadas entre la víctima y el autor del homicidio fueron la clave que llevó a los investigadores, a casi un mes del horrendo hallazgo, a dar con el autor del crimen y también confirmar el móvil. Elba quería interrumpir su embarazo y había recurrido a su amigo y compañero de trabajo, Quiroga para que se lo practicara, pero algo no salió bien y ella murió.

A lo largo del mes de abril familiares y amigos llevaron a cabo un total de ocho marchas reclamando justicia para Elba y la detención del homicida.

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »