Viernes 23 de Abril de 2021

LOCALES

14 de diciembre de 2020

Fue inaugurado y bendecido el templo dedicado a Santa Maravillas de Jesús

Luego de unos cinco meses de intenso trabajo, el viernes 11 de diciembre, la comunidad Santa Maravillas de Jesús participó con alegría de la inauguración y bendición del templo ubicado en el barrio Altos Verdes.

La fiesta contó con la presencia del Obispo Diocesano, Mons. Luis Urbanc, quien presidió la Santa Misa, concelebrada por el párroco, Pbro. Héctor Salas, en la que alrededor de 45 niñas y niños del sector recibieron por primera vez a Jesús Sacramentado.

Previo al inicio de la Eucaristía, se llevó a cabo un breve acto en el que se entonaron las estrofas del Himno Nacional y el Himno a Catamarca; y se escucharon las palabras del Sr. Humberto González, quien destacó el esfuerzo de todos los vecinos para que esta obra sea una realidad, con el impulso del párroco.

Seguidamente, se procedió al corte de cintas, que estuvo a cargo del Obispo Diocesano y de la Sra. Lidia Yapura, en representación de los vecinos de ese amplio sector del sudoeste de Capital.

Inmediatamente, se produjo el ingreso al templo en forma procesional de los niños, el párroco y el Obispo, para dar comienzo a la ceremonia litúrgica.

En su homilía, Mons. Urbanc exhortó a “trabajar por la comunidad espiritual”, indicando que “quizás nos resulta más fácil trabajar poniendo ladrillos, piso y adornos, pero lo importante es trabajar con cada uno de nosotros”. En este sentido, apuntó que “nosotros somos el templo vivo de Dios, y este templo material nos debe ayudar a trabajar el templo espiritual”.

Resaltó que los chicos “hoy van a tener su primera Eucaristía; reciben en su corazón el primer encuentro vivo con Jesús, que es el Hijo de Dios”, por cuya “muerte y resurrección hoy estamos acá, y los cristianos somos los testigos de la muerte y resurrección de Jesús. Este templo material nos va a recordar que en cada iglesia doméstica se alabe y se bendiga a Dios”.

Entre otros conceptos, el Pastor Diocesano llamó a orar por la vida, en torno a lo acontecido durante esa madrugada en la Cámara de Diputados nacional con la aprobación de la media sanción de la ley del aborto.

“Dios marca el camino de la vida, no de la muerte; el camino del amor, no del odio; el camino del perdón y no de la venganza”, dijo.

También instó trabajar por las vocaciones consagradas desde las familias, y  proponer a los matrimonios ejemplos de santidad, a que todos estamos llamados a la santidad.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!